MANOS A LA OBRA CON LA IGLESIA DE SANTA MARINA. ¿RUINA U OPORTUNIDAD?

TRITIUM AUTRIGONUM ya ha comenzado a dar los primeros pasos para revertir la actual tendencia de abandono en la que se encuentra el entorno de la iglesia de SANTA MARINA. En los siguientes enlaces puedes consultar más sobre lo que ya se ha informado en su día al respecto.

TRITIUM AUTRIGONUM promueve la iglesia de Santa Marina.

Comparativa con otros pueblos que nos rodean. 

Gota a gota, hasta el mar se agota. 

El pasado día de «San Juan» se abrió la iglesia de SANTA MARINA, se celebró la festividad con un picoteo y música de ambiente. Cada asistente preparó un «delicioso manjar para el paladar», se compartió charla, recuerdos y aprovechando la ocasión se trataron las propuestas sobre los primeros hitos a lograr.

Ya hemos creado una «comisión de trabajo» constituida por tres personas que serán las encargadas de gestionar las actuaciones previstas. La comisión de trabajo de TRITIUM AUTRIGONUM ya se ha reunido con ADECO BUREBA en Briviesca y se ha analizado la situación de partida, planteando el proyecto de futuro que se ha consensuado para este entorno.

En la siguiente imagen puedes ver un momento de la celebración del día de «San Juan» dentro de la iglesia de SANTA MARINA.

¿Sabías que dentro de este templo existen inscripciones con tanta historia como la siguiente?

¿Has conseguido comprender lo que pone?

¿Sabías que en el pueblo tenemos a un joven estudioso sobre la materia?

¿Cuánta más idiosincrasia cultural de nuestro pueblo estás dispuesto a perderte?

………..

“Podría decirse que la sociedad llega a un punto de su camino en que se ve rodeada de ingentes rocas que le cierran el paso. Diversas grietas se abren en la dura y pavorosa peña, indicándonos senderos o salidas que tal vez nos conduzcan a regiones despejadas…

… Algunos, que intrépidos se lanzan por tal o cual angostura, vuelven con las manos en la cabeza, diciendo que no han visto más que tinieblas y enmarañadas zarzas que estorban el paso; otros quieren abrirlo a pico, con paciente labor, o quebrantar la piedra con la acción física de sustancias destructoras; y todos, en fin, nos lamentamos, con discorde vocerío, de haber venido a parar a este recodo, del cual no vemos manera de salir, aunque la habrá seguramente, porque aquí no hemos de quedarnos hasta el fin de los siglos…

… Lo poco que el pueblo conserva  de típico y pintoresco se destiñe, se borra, y en el lenguaje advertimos la misma dirección contraria a lo característico, propendiendo a la uniformidad de la dicción, y a que hable todo el mundo del mismo modo. Al propio tiempo, la urbanización destruye lentamente la fisonomía peculiar de cada ciudad; y si en los campos se conserva aún, en personas y cosas, el perfil distintivo del cuño popular, este se desgasta con el continuo pasar del rodillo nivelador que arrasa toda eminencia, y seguirá arrasando hasta que produzca la anhelada igualdad de formas en todo lo espiritual y material.

Mientras la nivelación se realiza, el Arte nos ofrece un fenómeno extraño que demuestra la inconsistencia de las ideas en el mundo presente…

… Sea lo que quiera, el ingenio humano vive en todos los ambientes, y lo mismo da sus flores en los pórticos alegres de la flamante arquitectura, que en las tristes y desoladas ruinas”.

BENITO PÉREZ GALDÓS,  en el año de 1897.